Inicio / Mujer e infancia / Un programa para disminuir las complicaciones de las embarazadas obesas

Un programa para disminuir las complicaciones de las embarazadas obesas

El 20 por ciento de las mujeres embarazadas tienen obesidad , un problema que supone complicaciones tanto para su salud como para la de su hijo, que podrán disminuir gracias a programas específicos como el que aporta el hospital Doctor Peset de Valencia

EMBARAZADAS OBESAS
Sandra Rodríguez a las puertas del hospital Doctor Peset/EFE/Manuel Bruque

Este hospital público valenciano ha creado un área especializada en la atención a mujeres con obesidad que quieren ser madres, donde les ofrecen asesoramiento preconcepcional y que realiza un seguimiento continuo de todo el embarazo y un plan de preparación del parto.

Sandra Rodríguez, de 32 años y embarazada de 34 semanas de un niño que se llamará Leo, es una de las pacientes que acude a este programa, donde le han dado una pautas alimenticias y de ejercicio diario y donde le controlan posibles complicaciones que pueda sufrir durante la gestación.

La joven, que mide 1,65 metros, pesaba 105 kilos cuando se quedó embarazada y en estos primeros siete meses de gestación solo ha engordado cuatro. Terminará el embarazo, previsiblemente el 20 de febrero, con un total de siete kilos ganados, la ganancia de peso aconsejada por su ginecóloga, Nerea Ruiz.

Una diabetes gestacional, por la que se pincha insulina tres veces al día es la única complicación que han detectado en esta futura madre, que destaca la importancia de ser “constante” con las pautas marcadas.

Aunque suponen un “pequeño sacrificio” le produce una “satisfacción tremenda” ver que el bebé “evoluciona y crece bien”, ha afirmado Sandra, quien ha aconsejado a cualquier mujer que se encuentre en la misma situación que acuda a programas como el que ella está siguiendo.

Habla la ginecóloga

La ginecóloga Nerea Ruiz ha advertido de los riesgos asociados a un embarazo en el caso de mujeres obesas, como diabetes estacional o problemas de hipertensión, y que también pueden afectar a sus hijos.

“La tasa de cesáreas está duplicada en estas pacientes, fundamentalmente porque hacen bebés más grandes, de más peso, y esto conlleva complicaciones durante el embarazo y el parto, como sufrimiento fetal o encajamiento de hombros”.

Además, el exceso de peso dificulta la visualización en las ecografías del feto para poder detectar malformaciones, especialmente en las semanas 12 y 20, ya que estos bebés tienen incrementado el riesgo de malformaciones del tubo neural.

Las primeras recomendaciones que reciben estas pacientes, según la doctora Ruiz, son llevar un estilo de vida saludable, caminando un mínimo de media hora diaria y con una dieta rica en frutas y verduras, y no incrementar su peso en más de siete kilos durante todo el embarazo.

“Es un buen momento para que cambien el estilo de vida” y puedan seguirlos incluso después de dar a luz, ha señalado la doctora Nerea Ruiz.

Un año en funcionamiento

El jefe del Servicio de Obstetricia y Ginecología del Hospital Universitario Doctor Peset, Antonio Cano, ha declarado que se decidió poner en marcha esta unidad hace cerca de un año ante la “situación creciente” de la obesidad en la población, y hasta el momento han atendido a unas cuarenta mujeres.

Según Cano, más de la quinta parte de las mujeres embarazadas entra en la categoría clínica de obesidad, con un índice de masa corporal superior a 30 puntos, por lo que supone un problema de salud pública que incrementa el riesgo de complicaciones.

Ha destacado que el “desafío” del programa es conseguir que las mujeres obesas comiencen a seguir las pautas antes de quedarse embarazadas, con una consulta preconcepcional en la que la preparación de suplementos, vitaminas y ácido fólico reduce la tasa de malformaciones fetales.

 

(No Ratings Yet)
Cargando…