Inicio / Actualidad / Una huella epigenética predice la eficacia de la inmunoterapia en cáncer de pulmón

Una huella epigenética predice la eficacia de la inmunoterapia en cáncer de pulmón

El equipo de investigadores que lidera Manel Esteller ha descifrado el motivo por el que la inmunoterapia es efectiva en determinados cánceres de pulmón y ha concluido que aquellos tumores que presentan una huella epigenética concreta responden “muy bien” al tratamiento en comparación a los que carecen de ella.

Una huella epigenética predice la eficacia de la inmunoterapia en cáncer de pulmón
Imagen de Manel Esteller/EFE/Xavier Bertrál

Los tumores con huella epigenética son aquellos que están afectados por el ambiente y la historia del individuo, que influyen sobre la expresión de los genes, concretamente en el conjunto de la transmisión de los caracteres adquiridos de una generación a otra.

Según el director del Programa de Epigenética y Biología del Cáncer (PEBC) del Instituto de Investigaciones Biomédicas de Bellvitge, Manel Esteller, las conclusiones del trabajo ahondan en un “prometedor camino” de cara al futuro tratamiento del cáncer.

Ha indicado, en este sentido, que estos resultados serán la clave para aplicar la terapia más adecuada a cada paciente y así poder alargar y mejorar su calidad de vida y disminuir el impacto de la toxicidad de su tratamiento.

La investigación, financiada por la Obra Social La Caixa, forma parte de un ensayo clínico que se inició hace dos años y en el que han participado cien pacientes. Sus conclusiones se han publicado en la revista ‘The Lancet Respiratory Medicine’.

Este estudio clínico ha mostrado un patrón que permite predecir la respuesta de la inmunoterapia en el cáncer de pulmón con el anticuerpo anti-PD-1, la inmunoterapia más usada en oncología.

Un huella epigenética llamada EPIMMUNE

Esta huella, a la que los expertos han llamado EPIMMUNE, se encuentra en un tercio de los cánceres de pulmón y presenta un enriquecimiento en los linfocitos T y B.

Sin embargo, los pacientes que no responden a la terapia ni a los tratamientos estándar, presentan un microambiente tumoral “frío” con células inhibidoras de la inmunidad, ha señalado el investigador.

Según ha argumentado, nuestras células de defensa, como estos dos linfocitos, pueden actuar contra las células cancerosas, pero hay diversos tipos de tumores contra los cuales la inmunoterapia es ineficaz.

HUELLA EPIGENÉTICA
La inmunoterapia quita el freno que la proteína PDL1 pone al sistema inmune y así permite que éste luche contra las células cancerígenas. Infografía: Roche

En este sentido, los expertos han advertido de la importancia de conocer previamente si un tumor va a ser o no sensible a la inmunoterapia, considerando que los fármacos no están exentos de efectos secundarios y que son caros.

Además, el trabajo se está centrando en los tumores de colon y de pulmón, “por su elevada incidencia”, y en los de páncreas y cerebro “por su alta mortalidad”.

“Ahora queremos extender este tipo de estudio epigenético a otros tipos tumorales y a otras inmunoterapias, como por ejemplo, usando anticuerpos anti-PD-L1 o anti-CTCLA4”, ha detallado el líder del ensayo.

Los investigadores han recordado que cada año mueren en España 100.000 personas por cáncer, una afección causada por alteraciones genéticas, pero también por alteraciones epigenéticas, y que los cánceres hereditarios representan solo un 10 % del total, mientras que el otro 90 % son tumores esporádicos.

“Lo que si está claro es que la contribución epigenética es muy importante en la formación de tumores esporádicos”, han concluido.

(No Ratings Yet)
Loading...
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies