Inicio / Empresas / Grifols adquiere parte de la unidad de diagnóstico de Novartis

Grifols adquiere parte de la unidad de diagnóstico de Novartis

La compra de parte de la unidad de diagnóstico de Novartis convertirá a Grifols en la única compañía del mundo verticalmente integrada en el sector de la medicina transfusional, lo que le permitirá controlar todos los estadios del proceso, desde la donación a la transfusión de sangre y plasma.

Grifols pagará 1.240 millones de euros por hacerse con la división de diagnóstico transfusional de Novartis, unidad centrada en garantizar la seguridad de las donaciones de sangre para transfusiones o para su utilización en la producción de derivados plasmáticos.

Con esta compra, Grifols, el tercer productor mundial de medicamentos biológicos derivados del plasma, diversificará su negocio y se situará como la primera empresa del mundo capaz de ofrecer soluciones integrales a los centros de donación de sangre y plasma.

“Grifols se convierte en un proveedor perfecto para los bancos de sangre, ofreciendo todas las soluciones para garantizar la seguridad y la compatibilidad”, ha destacado Antonio Martínez, consejero delegado de Progenika Biopharma, empresa de Grifols pionera en el desarrollo de test para pruebas de compatibilidad en las transfusiones.

Entre los activos de Diagnóstico Novartis que pasarán a manos de Grifols se incluyen patentes, marcas, licencias, tecnología de diagnóstico, una planta de producción en California y oficinas comerciales en EEUU, Suiza y Hong Kong.

Ello permitirá a Grifols ampliar su cartera con los productos de diagnóstico de Novartis, como por ejemplo un análisis sanguíneo que permite la detección del virus de inmunodeficiencia humana (VIH) y la hepatitis C mediante técnicas de biología molecular o antígenos para identificar anticuerpos o hepatitis C a través de técnicas inmunológicas.

Oportunidad única

El vicepresidente financiero de la cotizada catalana, Alfredo Arroyo, ha asegurado que esta adquisición representa “una oportunidad única para Grifols”.

Se trata de una compra “estratégica”, ha dicho, que impulsará la diversificación de Grifols y que favorecerá su crecimiento, ya que la compañía espera que los ingresos anuales de su división de diagnóstico se sitúen en unos 740 millones de euros tras el cierre de la operación.

Grifols incorporará a los 550 trabajadores de Novartis a su plantilla.

Cuatro adquisiciones en dos años

En los últimos dos años, Grifols ha llevado a cabo otras cuatro adquisiciones.

  • La de mayor volumen fue la de la estadounidense Talecris Biotherapeutics (junio de 2011), por la que pagó 3.400 millones de dólares (unos 2.500 millones de euros).
  • En febrero de 2012 compró el 51 % de la aragonesa Araclon Biotech, dedicada a la investigación y desarrollo de terapias y métodos de diagnóstico de enfermedades degenerativas, en especial, el Alzheimer.
  • Un año después, en febrero de 2013, se hizo con el 60 % de la vasca Progenika Biopharma por 37 millones de euros.
  • En mayo de este año, ha comprado el 35 % de la estadounidense Aradigm por 26 millones de dólares.

Grifols confía en cerrar la operación anunciada ahora con Novartis “a principios” de 2014, una vez obtenidas las autorizaciones pertinentes de las entidades reguladoras y de competencia.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies