Inicio / Nutrición / Ganar peso, pautas para hacerlo de forma saludable

Ganar peso, pautas para hacerlo de forma saludable

¿Cómo ganar peso de forma saludable? El Abecedario de la Nutrición ha evaluado de la mano de la nutricionista Laura González, y desde El Bisturí, este asunto. Aunque las tasas de exceso de peso y obesidad son preocupantes, y las recomendaciones se suelen enfocar a medidas para perderlo, también hay personas con bajo peso y dificultades para ganarlo

ganar peso
Ganar peso no debe ser sinónimo de alimentarse a base de alimentos ‘superfluos’ como la comida rápida o bollería. Mark A. Philbrick/BYU Photo

El bajo peso se diagnostica cuando el Índice de Masa Corporal (IMC) es inferior a 18,5, aunque a este indicador se le deben sumar otras pruebas diagnósticas como análisis de sangre y orina para conocer si hay alguna enfermedad que ocasione un peso bajo o si existe riesgo de desnutrición por déficit de nutrientes.

En cuanto a las causas del bajo peso, existen diversos motivos. La nutricionista de Nestlé Laura González habla de la práctica intensiva de actividad física, los problemas de salud que afectan al apetito y a la utilización de la energía y los nutrientes que ingerimos -como la diabetes- , los tratamientos utilizados en enfermedades como el cáncer o los problemas psicológicos como la depresión o el estrés.

¿Puede un bajo peso ocasionar riesgos para la salud?

“Las personas con bajo peso pueden tener incrementado el riesgo de anemia, debilidad muscular, densidad ósea baja, retraso del crecimiento, debilidad de encías y dientes por alteración de las mucosas, bajo nivel de respuesta del sistema inmune o alteraciones en la piel y el cabello. Incluso la retirada de la menstruación en mujeres en edad fértil”, advierte Laura González.

Aunque precisa que esto no ocurre en el caso de las personas de bajo peso que están sanas. Estas, simplemente, tienen depósitos grasos muy bajos, pero no sufren un déficit de nutrientes que suponga un riesgo para su salud.

Una vez se ha diagnosticado el bajo peso, se debe organizar la alimentación de modo que el balance de energía sea positivo, es decir, ingerir más energía de la que se gasta, así como controlar el aporte de nutrientes clave.

El dietista nutricionista hará una valoración del estado nutricional para determinar la energía requerida y la gastada en las tareas diarias y con la actividad física, así como el patrón alimentario, para conocer la ingesta diaria y los hábitos alimentarios. De esta manera puede seleccionar la terapia más adecuada para ganar peso.

ganar peso
Pirámide nutricional de la dieta mediterránea actual. Infografía: Fundación Dieta Mediterránea.

Pautas de alimentación para ganar peso de forma saludable

El plan de alimentación para ganar peso, como explica la nutricionista, debe seguir las pautas de la alimentación saludable del mismo modo que la terapia dietético nutricional para la pérdida de peso.

“El hecho de requerir más energía no debe suponer una vía libre para ingerir alimentos de alta densidad energética pero con bajo aporte de nutrientes -como los productos ricos en azúcar, grasas o sal-“, alerta.

Señala que la ingesta excesiva de alimentos de estas características podría llevar a la ganancia de peso pero poniendo en riesgo la salud.

“El objetivo de este plan dietético debe ser recuperar peso a partir de masa muscular y ósea, manteniendo la salud y mejorando los hábitos alimentarios, evitando así los factores de riesgo de enfermedades crónicas como obesidad o diabetes”, añade.

En cuanto a las recomendaciones dietéticas, el patrón de referencia es la dieta mediterránea con alimentos frescos de origen vegetal. Para aumentar el aporte de energía de los platos, mediante la ingesta de alimentos saludables de alta densidad energética, se pueden consumir por ejemplo, frutos secos.

También recomienda incluir ingestas a media mañana o media tarde, además de las comidas principales -desayuno, comida y cena-, así como otras pequeñas entre horas y antes de dormir.

Pequeños bocadillos o tentempiés a base de pan integral, frutos secos, frutas desecadas, aguacate, paté de legumbre, quesos, aceite de oliva, así como productos comerciales con un perfil nutricional adecuado, como barras de cereales bajas en azúcar.

Y, por supuesto, evitar alimentos superfluos como la bollería, la comida rápida, refrescos o aperitivos fritos salados. La idea es aumentar las calorías de la ingesta, pero con alimentos nutritivos y saludables.

(No Ratings Yet)
Cargando…