Inicio / Actualidad / El coronavirus se instala en Corea del Sur y golpea en Italia

El coronavirus se instala en Corea del Sur y golpea en Italia

El coronavirus parece más controlado en China, pero en las últimas horas se ha instalado en Corea del Sur y en el norte de Italia se han registrado 14 casos y hay 250 personas en observación. Los muertos en China se sitúan en 2.236 y los contagiados en 75.465. En Corea de Sur, los contagiados se elevan a 208, con 104 nuevos casos hoy, 80 de ellos en la ciudad de Daegu. Los casos de COVID-19 se han triplicado en este país asiático en los últimos tres días

coronavirus
Imagen de Seúl, capital del Corea del Sur/EFE/EPA/Jeon Heon-Kyun

El gran número de casos de coronavirus detectados esta semana en Daegu (Corea del Sur) ha obligado a declararla “zona de atención especial” y ha dejado la ciudad desangelada, mientras ciudadanos y trabajadores sanitarios hacen gala de entereza y profesionalidad.

De los 104 positivos del virus SARS-CoV-2 detectados hoy, al menos 80 corresponden a Daegu, ciudad de 2,4 millones de habitantes que en los últimos tres días ha sumado más de 150 de los 208 casos confirmados hasta la fecha en Corea del Sur, actualmente el foco más afectado tras China y el crucero Diamond Princess amarrado en Japón.

En el colindante condado de Cheongdo, que junto con la ciudad ha sido declarado hoy viernes “zona de atención especial” por el Gobierno, falleció además el miércoles quien ha sido la primera víctima mortal desde que el patógeno se detectó por primera vez en el país el pasado 20 de febrero.

La designación de zona especial implica que se ha aprobado una ayuda de 2.500 millones de wones (1,9 millones de euros/2,1 millones de dólares), se ha enviado una veintena de doctores adicionales y se está expandiendo el número de centros de detección del virus.

Casos en Italia

Las autoridades italianas han confirmado hoy que hay 14 personas contagiadas por el coronavirus en el norte del país y otras 250 están en observación para comprobar si lo han podido contraer.

Estos casos se suman a los otros tres ya conocidos, dos turistas chinos y un italiano repatriado de Wuhan, que se encuentran hospitalizados en Roma.

El consejero de Sanidad de Lombardía (norte), Giulio Gallera, ha comunicado que hay 14 personas contagiadas en esa región, mientras que el ministro de Sanidad, Roberto Speranza, ha dicho que hay otros dos pacientes en Véneto (norte) a los que se les están realizando pruebas y que por ahora “no han sido confirmados” como enfermos con el COVID-19.

El gobernador del Véneto, Luca Zaia, detalló que estas dos personas tienen avanzada edad y una de ellas se encuentra “en estado crítico en cuidados intensivos”.

Además, hay al menos 250 personas en Lombardía que han sido puestas en observación, la mayoría de las cuales son enfermeras, médicos y personas que han estado en contacto con alguno de los contagiados, según añadió Gallera.

El primer paciente es un hombre de 38 años de la localidad de Codogno, a unos 60 kilómetros al sudeste de Milán, que las autoridades creen que podría haber contraído el virus después de cenar con un amigo que había regresado de China y que ha dado negativo en las pruebas para este virus.

El virólogo Giorgio Palù argumentó que cabe la posibilidad de que este hombre que viajó de China tuviera una cantidad clínicamente insignificante de coronarivus en su cuerpo en el momento de los exámenes, pero que lo hubiera contagiado a su amigo durante la cena.

La segunda paciente es la esposa del hombre de 38 años, embarazada de ocho meses, y hay un tercero que ingresó en el hospital con síntomas de neumonía después de hacer deporte con esta mujer.

Hay otros tres contagiados que eran clientes de un bar de Codogno, propiedad del padre del hombre que hizo deporte con la esposa del primer paciente, y al menos otros cinco que son profesionales sanitarios.

Las autoridades de Lombardía han pedido a los residentes de nueve municipios que no salgan de sus casas de forma temporal y se ha decretado el cierre de colegios, restaurantes, negocios e instalaciones deportivas como medida de precaución.

Según el diario italiano “La Repubblica”, la medida afecta a al menos 50.000 personas que han quedado “aisladas” de forma provisional hasta que las autoridades aconsejen volver a hacer vida normal.

El ministro de Sanidad, Roberto Speranza, ha tratado de tranquilizar a los ciudadanos y ha dicho que el Gobierno ya tenía un plan preparado porque “era evidente que lo que ha pasado podía suceder”.

“Italia está preparada. Aplicaremos el plan”, ha añadido, al tiempo que ha detallado que las autoridades regionales trabajan para contener el virus en un área geográfica determinada para que no salga de ahí.

El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, ha explicado en Bruselas que mantendrá en las próximas horas a su regreso a Roma una reunión con el ministro Speranza para analizar la situación y ha descartado que por el momento sea necesario suspender “el Acuerdo de Schengen (de libre circulación de personas)”, si bien ha dicho que el país está listo para “adoptar cualquier medida que proteja la salud de los ciudadanos”.

Alerta en China ante la llegada del coronavirus a las cárceles

Los nuevos casos de la COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus de Wuhan, siguen aumentando pero a un ritmo más lento en China, donde el foco se sitúa hoy en varias cárceles del país, que han comenzado a registrar un alto número de contagios.

Según el último balance de la Comisión Nacional de Sanidad, la enfermedad causada por el nuevo coronavirus ha dejado ya 2.236 fallecidos entre los casi 75.500 casos registrados hasta ayer.

Estas cifras suponen un aumento de 889 casos y 118 muertes con respecto al día anterior. La mayoría de fallecimientos (115) se registraron en la provincia de Hubei, foco de la epidemia.

Hasta el momento, esa región centro-oriental acumula el 83 por ciento de los casos confirmados y el 96 por ciento de los fallecimientos en toda China.

Así pues, Hubei continúa siendo, con mucha diferencia, el mayor foco mundial del COVID-19, ya que, aunque una treintena de países cuentan con casos diagnosticados, China acapara en torno al 99 por ciento de los infectados.

China afirma que la situación está mejorando y la epidemia bajo control

El subdirector de la Comisión Nacional de Sanidad de China, Zeng Yixin, aseguró hoy que la situación general en relación con el brote de coronavirus “está mejorando” y que la epidemia se encuentra “bajo control”, con ningún caso nuevo en 14 de las 34 provincias y regiones autónomas del país.

En una rueda de prensa en Pekín, Zeng reconoció, sin embargo, que en la provincia de Hubei, foco de la epidemia, y su capital, Wuhan, los casos diarios de muertes están aún “a un nivel alto” que se debe tomar “seriamente”.

Hubei registró el jueves 115 nuevas muertes y 411 nuevos infectados, según los últimos datos oficiales, con los que se elevan a más de 60.000 los casos en la provincia, entre los que 2.144 personas han fallecido.

“El control de la epidemia ha visto logros significativos y la situación está tendiendo a ser mejor”, afirmó Zeng, quien aseguró que el número diario de nuevos casos confirmados en China ha caído desde un máximo de 15.152 hasta los menos de 900 registrados ayer, jueves.

No obstante, aquel máximo se registró justo después de que se relajasen las condiciones para considerar infectada a una persona y las bajas cifras de ayer y anteayer se deben, en parte, a que las autoridades dieron marcha atrás y volvieron a establecer un sistema más estricto para contabilizar los contagios.

En todo el país, con la excepción de Hubei, los nuevos casos han bajado de un pico de 890 a menos de 300 el jueves, según Zeng, quien destacó además que las nuevas infecciones en la provincia foco del brote -excluyendo a Wuhan- han caído de un máximo de 1.404 a 400.

Asimismo, resaltó que los nuevos casos confirmados cada día en Wuhan han pasado de un tope de 3.190 a menos de 400 ayer.

El funcionario aseguró además que los nuevos casos de pacientes que han superado la enfermedad en China han crecido significativamente en los últimos tres días e igualado al número de casos confirmados en todas las provincias del país.

También destacó que el número de provincias y regiones autónomas en las que no se registra ningún caso continúa aumentando y aseguró que son ya 14 actualmente, incluidas las occidentales del Tíbet y Xinjiang o la septentrional de Mongolia Interior.

Por su parte, el viceministro de Ciencia y Tecnología, Xu Nanping, afirmó en la misma rueda de prensa que la primera vacuna contra el coronavirus podría estar lista para realizar ensayos clínicos a finales de abril.

Xu destacó la recuperación de varios pacientes gracias al tratamiento con plasma, que consiste en transferir sangre de personas recuperadas a enfermos especialmente graves.

(No Ratings Yet)
Cargando…