Inicio / Enfermedades / Controla tu diabetes para disfrutar de unas vacaciones sin complicaciones

Controla tu diabetes para disfrutar de unas vacaciones sin complicaciones

Las vacaciones generan variaciones en los hábitos de vida. Estos cambios, irrelevantes para la mayoría, son muy importantes para las personas con diabetes dado que la alteración de su rutina requiere supervisión médica para evitar graves problemas de salud

Controla tu diabetes para disfrutar de unas vacaciones sin complicaciones
El control de la diabetes es fundamental para evitar graves problemas de salud. EFE/Mauricio Dueñas Castañeda

La diabetes es una enfermedad crónica y metabólica que se produce porque el páncreas no es capaz de sintetizar una cantidad de insulina necesaria para el normal funcionamiento del cuerpo humano, porque la elabora de una calidad inferior o porque no es capaz de emplearla de forma eficiente.

La insulina transporta la glucosa al interior de las células para que estas puedan usarla como energía y ayuda a que la almacenen hasta que sea necesario su uso.

En las personas con diabetes la insulina -bien por su calidad o por su deficitaria cantidad- no es capaz de llevar la glucosa al interior celular, lo que hace que esta se quede en la sangre produciéndose un exceso de glucosa (hiperglucemia).

Si la diabetes no se trata adecuadamente, la hiperglucemia puede provocar alteraciones en organismo, principalmente en los ojos, los riñones, los nervios, el corazón o los vasos sanguíneos, desencadenando graves problemas de salud. De ahí la importancia de su control.

La diabetes: una estructura de tres pilares

La diabetes se asienta sobre tres pilares fundamentales: la medicación, la alimentación y el ejercicio físico, tal y como afirma Andoni Lorenzo, presidente de la Federación Española de la Diabetes (FEDE). La variación de estos factores puede alterar el nivel de glucosa en sangre.

Por ello se recomienda a las personas que se van de vacaciones que acudan a su médico y le cuenten sus planes para que este valore cuál es el mejor tratamiento, “si es necesario cambiar la medicación, la alimentación o lo que corresponda”, destaca Andoni Lorenzo.

Tal y como señala el presidente de FEDE, en verano tendemos a movernos más y esto también hay que tenerlo en cuenta porque un exceso de ejercicio puede provocar bajadas en los niveles de glucosa.

Además, es necesario cuidar la alimentación y evitar excesos, el consumo de bebidas alcohólicas y el aumento de la ingesta de calorías y de hidratos de carbono, que hace que suban los niveles de azúcar.

Desde el exceso de ejercicio al sedentarismo, o las modificaciones de la alimentación: cualquier alteración de la rutina que afecte estos dos pilares debe notificarse al especialista para que ajuste el tercer pilar: la medicación. “Todo aquello que salga de lo recomendable o de la pauta marcada por el médico debe evitarse”, aclara Andoni Lorenzo.

No obstante, con un buen control de la patología, las personas con diabetes pueden hacer una vida normal y viajar y disfrutar de sus vacaciones sin que su enfermedad lo impida. Desde FEDE se dan una serie de recomendaciones generales para facilitar esta tarea.

Alimentación

diabetes tratamiento
El control de la dieta es fundamental para las personas con diabetes. EFE/Juanjo Martín

Lo ideal es que la dieta se asemeje lo máximo posible a la habitual, tanto en horarios como en tipo de comidas. Es necesario apostar por alimentos sanos y por platos ricos en verduras y hortalizas frescas y cocinados de forma saludable.

Además, resulta indispensable conocer el contenido en carbohidratos de las comidas -dado que el cuerpo los descompone en azúcares simples como la glucosa- y prestar atención al etiquetado.

En cuanto a la hidratación, el agua debe ser siempre la primera opción, aunque el café, las infusiones o las bebidas light son otras alternativas posibles.

Por otra parte, se deben vigilar las hipoglucemias -bajadas de azúcar-, que pueden producirse por un exceso de insulina cuando la dosis es demasiado alta. Esto se debe a que el paciente ha comido menos de lo habitual,  ha hecho más ejercicio o por haber ingerido alcohol.

La solución a las hipoglucemias es llevar siempre alimentos ricos en hidratos de carbono para tomarlos cuando ocurran.

Ejercicio físico

Dado que las vacaciones suelen asociarse a un incremento de la actividad física, es recomendable revisar de forma más regular los niveles de glucosa en sangre para evitar bajadas de azúcar.

También hay que prestar atención a las zonas de inyección, dado que la insulina se absorbe con mayor rapidez en los músculos que se ejercitan con mayor intensidad. Suministrarla en estas zonas antes de la realización del ejercicio puede producir una hipoglucemia.

diabetes tratamiento
Para huir de las hipoglucemias que son consecuencia de la diabetes debe evitarse la inyección de insulina en la pierna si se va a practicar ciclismo. EFE/Ahmad Yusni

Además, las personas que tienen riesgo de sufrir pie diabético deben prestar especial atención a esta parte del cuerpo, mantener los pies muy limpios e hidratados, no cortar las uñas en exceso y elegir un calzado adecuado (transpirable, cerrado, ancho y flexible, sin costuras que puedan dañarlo y fabricado con materiales de buena calidad, entre otros).

Esta patología es resultado de la afectación de los nervios y el riego sanguíneo. Como consecuencia de esto se puede producir una pérdida de sensibilidad en los pies que facilita que lesiones frecuentes como ampollas o rozaduras puedan causar úlceras o heridas de difícil cicatrización, lo que puede desencadenar infecciones graves, dolores e incluso, en situaciones avanzadas, la amputación.

Medicación

Es recomendable acudir al médico dos o tres semanas antes del viaje por si considera necesario un cambio en la medicación. Este ajuste suele hacerse, casi siempre, en los viajes que implican un cambio de uso horario.

También se recomienda llevar más medicación de la necesaria para evitar comprarla en el extranjero, donde la concentración de insulina puede ser diferente.

En caso de tener contratado un seguro médico es importante consultar qué cobertura ofrece en caso de emergencia. En función del tipo de actividad y del destino, además, se recomienda la contratación de un seguro exclusivo de viaje.

Clima

El calor y la humedad afectan al proceso de absorción de la insulina y al estado de esta. Es necesario mantener las dosis refrigeradas y evitar exponerlas a temperaturas extremas. Además, es importante usar cremas solares e impedir la deshidratación bebiendo agua con frecuencia.

Transportes

El estrés que generan los viajes puede alterar los niveles de glucosa en sangre. Es necesario hacer una buena planificación de los traslados, evitar permanecer sentados mucho tiempo y almacenar la medicación de forma accesible.

Cuando se trata de un viaje en avión es recomendable solicitar un informe médico que acredite la necesidad de transportar los fármacos en el equipaje de mano.

diabetes consecuencias
Una buena planificación puede evitar las alteraciones de la glucosa producidas por el estrés en la diabetes. EFE/Chema Moya

Además, si se trata de un viaje de larga duración en el que se sirva la comida, es conveniente informarse previamente del menú para asegurar una alternativa más saludable en caso de que fuera necesario.

Siguiendo todas estas recomendaciones la diabetes no limita a las personas a la hora de elegir sus vacaciones. No obstante, siempre es necesaria la anticipación para prever cualquier cambio de hábitos que pueda repercutir en los tres pilares que sustentan el control de la diabetes.
(No Ratings Yet)
Cargando…