Inicio / Portada España / Bulos sobre el coronavirus, cuáles son y cómo detectarlos

Bulos sobre el coronavirus, cuáles son y cómo detectarlos

El coronavirus se ha convertido en las últimas semanas en el gran protagonista de las redes sociales. Dudas sobre el contagio, sospechas sobre su origen, un sinfín de supuestos remedios para combatir la infección… El virus tiene incluso una cuenta en Twitter en la que, en tono de humor, hace afirmaciones como “estoy cerrando la gira mundial con mi representante” o “tengo a la gripe estacional mosqueadísima”. Desde la plataforma SaludsinBulos alertan de la desinformación que provocan los rumores y memes sobre el COVID-19 y han publicado un informe en el que desmienten los bulos más frecuentes y dan las claves para identificarlos

bulos coronavirus
Los tweets relacionados con Aliexpress y las compras de productos enviados desde China son de los más recurrentes en Twitter. A la izquierda, algunos con informaciones contrastadas y, a la derecha, bulos de los internautas. Listado extraído del informe `Bulos sobre coronavirus 2020´ de SaludsinBulos

Los bulos sobre el coronavirus COVID-19 concentran gran parte de la conversación en redes sociales, según el informe Bulos sobre coronavirus, editado por el Instituto SaludsinBulos, que ha contado con la colaboración de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene (SEMPSPH).

La iniciativa, cuyo objetivo es combatir las fake news de salud en Internet, ha monitorizado durante tres semanas los mensajes en la red social Twitter para conocer qué temas suscitan el interés de los españoles en relación a esta epidemia.

“El coronavirus se ha convertido en el tema de muchos bulos, se cuestiona su origen, cómo se transmite o si se creó en un laboratorio”, indica Carlos Mateos, coordinador de SaludsinBulos.

Los bulos más recurrentes sobre el coronavirus

La escucha en redes sociales, que se ha realizado con la herramienta de monitorización Atribus, indica que los bulos sobre el coronavirus que más interés han despertado en España en Twitter han sido la relación entre el virus y los paquetes procedentes de China (principalmente Aliexpress), las declaraciones del doctor Pedro Cavadas lanzando sospechas sobre la verdad del coronavirus, y los supuestos remedios para combatir esta infección.

“Los bulos con más difusión están basados en memes, imágenes y vídeos con un tono de humor. Es la forma de desinformación más eficaz porque llama la atención y emociona y, al mismo tiempo, se comparte más porque parece inofensivo. Sin embargo, crea un estado de opinión y resta credibilidad a las informaciones veraces”, destaca Mateos.

bulos coronavirus
Un meme sobre el coronavirus distribuido por Twitter. Extraído del informe ´Bulos sobre coronavirus 2020´ de SaludsinBulos

Uno de los bulos que más se repite es que el virus fue creado en un laboratorio, algo que desmiente la doctora Inmaculada Salcedo, especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública y vicepresidenta de la SEMPSPH: “Aún no está claro su origen, pero los estudios filogenéticos revisados hasta la fecha apuntan a que muy probablemente el virus provenga de murciélagos y que de allí haya pasado al ser humano a través de mutaciones o recombinaciones sufridas en un hospedador intermediario, probablemente algún animal vivo del mercado de Wuhan (donde aparte de marisco se vendían otros animales vivos). Por ahora se cree que es el pangolín”.

Además de las falsedades, otra causa de desinformación en el coronavirus, según recoge el informe, son las alertas injustificadas como la basada en las mutaciones del virus. Algo normal, según el doctor Fernando Fariñas Guerrero, del Instituto de Inmunología Clínica y Enfermedades Infecciosas.

“Esto es casi universal en todos los virus ARN que producen infecciones agudas, como la gripe, o crónicas, como el VIH. Las mutaciones pueden ser positivas -dan beneficio al virus-, negativas -que producen la “autoaniquilación” del virus-, o neutras, donde el virus ni gana ni pierde a nivel de comportamiento biológico”, explica. Por ahora “las mutaciones detectadas en el coronavirus Wuhan no parecen haber cambiado su comportamiento en cuanto a la tasa de letalidad”, añade.

Otros bulos sobre el coronavirus desmentidos por la OMS

Puede transmitirse a través de picaduras de mosquitos

Falso. Se trata de un virus respiratorio que se propaga principalmente por contacto con una persona infectada a través de las gotículas respiratorias que se generan al toser o estornudar. Para protegerte, evita el contacto cercano con cualquier persona que tenga fiebre o tos y practica una buena higiene de las manos y las vías respiratorias.

La orina infantil puede proteger frente al virus

Falso. La orina no mata ni virus ni bacterias. De hecho, puede contener pequeñas cantidades de material vírico o bacteriano.

El frio y la nieve pueden matar el coronavirus

Falso. La temperatura normal del cuerpo humano se mantiene en torno a 36,5º y 37º, con independecnia de la temperatura exterior o de las condiciones meteorológicas. Por lo tanto, no hay razón para creer que el frío pueda acabar con el virus. La forma más eficaz para protegerse contra él es limpiarse las manos frecuentemente con un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón.

bulos coronavirus
Un meme sobre el coronavirus distribuido por Twitter. Extraído del informe ´Bulos sobre coronavirus 2020´ de SaludsinBulos

El coronavirus puede transmitirse a través de objetos, como monedas o billetes

El riesgo de infectarse por esta causa es muy bajo. La información preliminar indica que el virus puede sobrevivir en una superficie durante unas horas o un poco más. Un objeto puede resultar infectado si una persona tose o estornuda encima del mismo o lo toca tras hacerlo. Por eso es tan importante la higiene de manos.

Puede llegar hasta 8 metros de distancia de una persona que tose o estornuda

Falso. Las gotículas respiratorias llegan a 1 metro de distancia.

Recomendaciones de SaludsinBulos para detectar los bulos sobre el coronavirus

  1. Busca la fuente. Al recibir una información relacionada con el coronavirus, fíjate de dónde procede.
  2. No reenvíes de forma automática. Es habitual reenviar a familiares y amigos informaciones de salud que nos llegan a nuestras redes sociales y más aún si abordan asuntos de interés general como el coronavirus. No lo hagas. Piensa y contrasta antes de reenviar, muchas de ellas son bulos.
  3. Sé crítico. Una de cada tres noticias de salud que son difundidas en Internet resultan ser falsas. Sé crítico ante titulares muy llamativos o noticias alarmantes sobre la epidemia.
  4. Las pseudoterapias nunca son la solución. En paralelo a la epidemia global de coronavirus, han aparecido numerosos “tratamientos milagro” que aseguran curar la enfermedad o prevenirla. Todas estas pseudoterapias son falsas, peligrosas para la salud y buscan un beneficio económico. Si recibes una información de este tipo, no la compartas y denúnciala.
  5. Consulta fuentes oficiales. Para informarte sobre el coronavirus, no acudas al doctor Google ni a fuentes desconocidas. Busca en páginas web y cuentas en redes sociales de organismos oficiales como el Ministerio de Sanidad, que cuenta con información actualizada sobre el coronavirus en su página web, o la OMS, que ha abierto una sección con los bulos más habituales del coronavirus.
  6. Contrasta las fotos y vídeos. Algunos bulos que están circulando estos días sobre el coronavirus vienen acompañados de imágenes de presuntos escenarios de la epidemia o de personas que supuestamente fallecen de repente. Suelen ser imágenes falsas, de otros lugares y fechas. Existen buscadores inversos de imágenes para comprobar el origen.
  7. Cuidado con datos falsos. A menudo aparecen citados datos para convencer de la veracidad de un bulo. No te dejes impresionar con las cifras y contrata que sean ciertas.
  8. No te dejes llevar por el pánico. Por último, es natural sentir preocupación ante la propagación del coronavirus y tener la necesidad de conseguir información. Son emociones humanas comprensibles, pero ten en cuenta que los bulos de salud se alimentan de tu miedo.
  9. Denuncia. Tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional cuentan con unidades específicamente dedicadas a investigar delitos telemáticos y es posible contactar con ellos para denunciar bulos. También en la web de SaludsinBulos hay un apartado para contactar con el equipo y denunciarlos.

Por último, recuerda, los bulos pueden hacer más daño que el coronavirus.

(1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…