Inicio / Botiquín / ¿Es el magnesio clave en la salud cardiovascular, neuronal o emocional?

¿Es el magnesio clave en la salud cardiovascular, neuronal o emocional?

La deficiencia de magnesio se encuentra relacionada con un gran número de alteraciones neurológicas, cardiovasculares, renales, gastrointestinales y musculares. Existen estudios epidemiológicos que demuestran que la ingesta de magnesio está por debajo de las recomendaciones diarias en un 30% aproximadamente, sobre todo en un elevado porcentaje de la población en países industrializados (15%-20%), lo que unido a hábitos inadecuados en la alimentación puede conllevar numerosos estados de enfermedad

Bisglicinato de magnesio de laboratorios Longevitas

El magnesio se encuentra distribuido por todo el organismo humano con valores situados en una horquilla de 20 a 28 gramos. El 60%-65% del total se encuentra en el hueso, alrededor del 27% en el músculo, 6%-7% en otras células y más o menos el 1% en el liquido extracelular.

Según el director médico del Instituto Biológico de la Salud, el doctor Domingo Pérez León, el magnesio “es uno de los nutrientes minerales más importantes para sustentar la fisiología humana. Actúa en todos y cada uno de los procesos bioquímicos que intervienen en la producción de energía y, sin el magnesio, por ejemplo, se romperían los enlaces de adenosín trifosfato (ATP), la molécula de la energía vital de las células”.

Se estima que el 80% de la población mundial tiene déficit de magnesio, algo que puede afectar a diversos sistemas orgánicos, al igual que lo hacen el mal funcionamiento de la tiroides o la resistencia a la insulina.

Se habla de hipomagnesia  generalizada cuando nuestros músculos sufren contracturas sistemáticas o nuestro organismo no es capaz de ayudar a regular los niveles de lípidos en sangre como el colesterol.

El magnesio también es un componente importante en el desarrollo de la estructura de los huesos, en la producción de antioxidantes, en la conducción de los impulsos nerviosos o en la regulación del ritmo cardíaco. Incluso, algunos expertos sostienen que cumple funciones equiparables a las hormonas corporales.

Los alimentos ricos en magnesio, el cuarto mineral más abundante en el cuerpo humano, son los frutos secos, los cereales, la levadura de cerveza, el chocolate en polvo, las acelgas, la verdolaga o el aguacate.

La cantidad diaria recomendada de magnesio depende en gran medida de la edad y el sexo, pero en líneas generales las mujeres adultas deberían tomar unos 300 miligramos, algo más las embarazadas, y los hombres adultos unos 400, algo que se debe consultar con el médico.

Para completar la ingesta de diaria de magnesio, si nuestro organismo no recibe este mineral a través de una alimentación sana y equilibrada, podemos tomar suplementos de magnesio.

Bisglicinato de magnesio de laboratorios Longevitas
Los laboratorios Longevitas nos envía su nuevo producto Bisglicinato de magnesio, “un complemento nutracéutico, revolucionario, de origen natural con propiedades biológicas activas, beneficiosas para la salud. Su fórmula tiene una gran tasa de absorción respecto a otros productos y, además, no tiene efectos laxantes”, asegura la CEO de Longetivas, Ilona Calparsoro.
(No Ratings Yet)
Cargando…