Inicio / Portada España / ¿Alguna enfermedad respiratoria? Consejos frente al frío

¿Alguna enfermedad respiratoria? Consejos frente al frío

Si padeces alguna enfermedad respiratoria como asma, fibrosis pulmonar o Epoc, enfermedad pulmonar obstructiva crónica, sabes que el frío no es buen aliado, pero hay unos cuantos consejos para intentar no agravar estas dolencias

¿Alguna enfermedad respiratoria? Consejos frente al  frío
EFE/ Justin Lane

EFEsalud ha hablado con el doctor Eusebi Chiner, neumólogo y coordinador de pacientes de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), para saber por qué el frío supone una amenaza para los pacientes que padecen alguna enfermedad respiratoria y también para aprender a protegerse.

Los primeros enemigos que llegan con el invierno y el frío son los virus respiratorios, los más nombrados de todos ellos son los que provocan la temida gripe.

Los virus de la gripe y otros tienen la facultad de provocar una descompensación con consecuencias graves,  y pueden llevar, por ejemplo, a padecer una neumonía.

Estas descompensaciones se dan también con más facilidad si la persona que padece alguna enfermedad respiratoria no está tratada correctamente.

Las descompensaciones llegan también por agentes ambientales, que ligados al frío, tienen mayor efecto sobre pacientes con EPOC o asma.

En los niños, el frío puede producir también bronquiolitis.

“Ahora mismo estamos viendo incluso en adultos, enfermedades víricas respiratorias que son más bien de niños”.

El frío, gran enemigo

Las vías aéreas, explica Chiner, son “muy vulnerables a los cambios de humedad y temperatura” y el frío tiene un efecto debilitante y paralizante en los mecanismos de defensa de estas vías, tanto de la nariz como de los bronquios.

“Estas defensas se llaman barrera ciliar, y están compuestas de unas pequeñas pestañitas (cilios) que recubren nuestra vía aérea desde la nariz hasta las partes finales de los bronquios, y el propio frío puede tener efecto paralizante sobre las mismas.

También la neumonía, indica el facultativo, durante los meses de invierno puede estar causada por agentes bacterianos o víricos, “pero con mayor frecuencia por agentes bacterianos”.

“Y en ello influye también la temperatura ambiente, porque muchas veces los microorganismos que causan las neumonías los tenemos nosotros en nuestras vías aéreas superiores: garganta, faringe…”.

“Y los cambios de microclima facilitan que las bacterias se reproduzcan “.

También los enfermos respiratorios empeoran cuando hay largos periodos sin lluvia, por la polución ambiental.

En el caso de la EPOC, además del tabaco, la contaminación medioambiental no es solo causa de la dolencia sino que además agudiza la patología.

¿Qué hacer? Vacunarse

Las vacunas son el principal y más efectivo remedio que hay para combatir las consecuencias que el frío puede provocar en pacientes con enfermedad respiratoria.

enfermedad respiratoria
EFE/LUIS TEJIDO

La vacuna de la gripe está indicada para todos ellos, “y a pesar de que este año puede resultar menos efectiva” también es verdad que los que se han vacunado han sufrido una gripe mucho más leve.

La otra vacuna recomendada es la del neumococo, especialmente para pacientes de EPOC.

Además es muy importante “no interrumpir la medicación” para evitar una agudización de procesos respiratorios crónicos como la EPOC o el asma.

Otros consejos

1.- Evitar los cambios bruscos de temperatura, ya que producen una descompensación del organismo.

Es muy frecuente en invierno, que dentro de las casas o lugares de trabajo la temperatura sea muy elevada por la calefacción, mientras que en la calle el termómetro marque pocos grados.

2.- Estar bien hidratado es fundamental en cualquier época del año.

El problema es que en invierno se puede tener menor sensación de sed, y por ello hay que insistir en que una buena hidratación es muy aconsejable para los pacientes con problemas respiratorios.

3.- Estar atentos: hay ciertas señales o síntomas que pueden indicar que la enfermedad crónica se agrava como empeoramiento de la tos y expectoración, mayor cansancio, aumento de la disnea en las actividades del día a día o fiebre.

Cuando se tiene sospecha de que podemos tener una infección, “hay que acudir al médico porque en estos pacientes, aunque no en todos los casos, habrá que administrar antibiótico para evitar la descompensación”.

Aumentan los pacientes

Independientemente de la época estacional, los pacientes con alguna enfermedad respiratoria, han ido aumentado progresivamente en todo el mundo.

Unos de los factores de este incremento es el envejecimiento de la población.

También apunta el neumólogo al tabaquismo.

EPOC
EFE/Mario Guzman

“Hasta que no transcurran muchos años y que vaya disminuyendo de verdad, hasta teóricamente desaparecer, aún sufriremos hasta 30 o 40 años, y no bajará la curva de aquellas enfermedades ligadas al tabaquismo”.

En cuanto al asma, aumenta porque hay más enfermedades alérgicas, y se manifiesta muchas veces más mas allá de la infancia y la juventud. “El asma puede aparecer también en personas mucho más mayores”.

Están además las bronquiectasias, que son infecciones crónicas pulmonares provocadas asimismo por la colonización de microorganismos que se hacen resistentes.

“También en épocas de polución ambiental, se incrementan los ingresos hospitalarios, sobre todo en las grandes ciudades”.

 Enfermedad respiratoria: EPOC  y edades avanzadas

De acuerdo con la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), la enfermedad pulmonar obstructica crónica (EPOC ) se asocia a un envejecimiento acelerado de los pulmones y a una serie de defectos de reparación del ciclo celular que acontecen durante el declive fisiológico del organismo.

También se relaciona con una reducción de moléculas antienvejecimiento como las sirtuinas y el klotho, lo que aún precipita más los efectos del avance de la edad en las células.

Estas moléculas son enzimas protectoras frente a los efectos del envejecimiento.

Asimismo se vincula a otras enfermedades relacionadas con el envejecimiento precoz como las cardiopatías y las alteraciones metabólicas, puesto que todas ellas comparten las mismas vías etiopatogénicas.

Actualmente se estudian nuevas dianas terapéuticas, fármacos e intervenciones terapéuticas y se postula – informa la SEPAR en su web- que las estrategias dirigidas contra la senescencia celular “podrían ser beneficiosas para su tratamiento y el de otras enfermedades relacionadas con la edad”.

EPOC
EFE/STEFAN ZAKLIN

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica es más prevalente a edades avanzadas. Con el proceso de envejecimiento, la EPOC se presenta junto a más enfermedades (comorbilidades).

Estudios recientes, añade esta sociedad, han observado que los pacientes con EPOC presentan defectos en los procesos de reparación celular y una disminución de moléculas protectoras contra el envejecimiento.

La prevalencia de la EPOC en España es del 10,2% de la población (el 15,1% en varones y el 5,7% en mujeres) de entre 40 y 80 años, según determinó el estudio EPI-SCAN (Epidemiologic Study of COPD in Spain) en 2007, que continúa siendo el último gran estudio epidemiológico realizado sobre esta enfermedad en España.

La EPOC se caracteriza también por un importante infradiagnóstico, cifrado en el 73% en la población española, por el mismo estudio EPI-SCAN.

Este estudio demostró que su prevalencia se incrementa notablemente por encima de los 60 años, independientemente del tabaquismo acumulado.

(No Ratings Yet)
Loading...
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies